TH Syrah Leyda – atrapando el Terroir

Tras asumir en 2007 la dirección del proyecto Terroir Hunter de Viña Undurraga el enólogo nacional Rafael Urrejola ingresó al Olimpo vitivinícola con reconocimientos tanto del Circulo de Cronistas Gastronómicos a nivel nacional como de destacados medios especializados en otras latitudes, y algunas de sus creaciones han sido elegidos el mejor de mundo en su varietal como han sido los TH Sauvignon Blanc Lo Abarca 2009, Pinot Noir Leyda 2011 y Cabernet Sauvignon Alto Maipo 2012.

El concepto detrás de Terroir Hunter es elaborar vinos de los terruños más aptos para cada variedad, algo que parece casi una obviedad y poco innovador, por lo que más de alguien puede suponer, con cierta justa razón, que producir Cabernet Sauvignon de Maipo, Carignan de Maule o Carmenere de Peumo es similar a comprar sandías caladas o apostar solo a caballos ganadores.

Sin embargo aunque cultivar Cabernet Sauvignon en el Alto Maipo es casi segura garantía de producir buenos vinos, nada asegura que esos vinos expresen a cabalidad todo el potencial de dicho terroir. La propuesta de TH no pretende sorprender, al contrario busca entregar exactamente la expresión que se espera de su origen, algo que no todos logran.

La importancia y las características propias del terruño se ponen aún más en evidencia en la insólita decisión de presentar botellas de un mismo varietal con dos orígenes distintos. Así en Terroir Hunter encontramos el Cabernet Sauvignon Alto Maipo, estructurado, pleno de berries, tabaco rubio, especias y mentol en sus taninos, y en contrapunto el Cabernet Sauvignon Cauquenes, maduro pero ligero, frutal, con nota a hierbas y matorral; el Sauvignon Blanc Lo Abarca, cítrico, salino, filoso y con exquisita nota final de ají verde, y su hermano Sauvignon Blanc Leyda, frutal, mineral, de acidez punzante y textura sedosa; y sus dos Syrah, Limarí y Leyda, sobre los que hay más paño que cortar.

El Syrah muestra dos claras expresiones según provenga de valles de clima cálido o frío. De esta forma resultaría sencillo marcar un contrapunto enfrentando un maduro y estructurado vino de Buín o Panquehue con un filoso y ligero caldo de Casablanca. Pero Urrejola decide correr el riesgo de hacer notar identidad y origen entre dos vinos de clima frío, ambos nacidos a pocos kilómetros del Océano Pacífico y que para el paladar recién iniciado puede parecer exactamente idénticos.

Aunque ambos vinos crecen bajo influencia marina, el suelo de Limarí es de origen aluvial formado por la gravilla arrastrada durante siglos por ríos hoy casi extintos y sus cielos, más allá de la habitual niebla matutina, suelen estar despejados y luminosos buena parte del año; en tanto en Leyda los viñedos se asientan sobre un sustrato que milenios atrás fue fondo marino y los días nublados no son extraños incluso en pleno verano.

Si bien los dos ejemplares poseen un importante componente mineral la mayor luminosidad de Limarí nos entrega un vino intenso, vertical y de grueso tanino maduro, en tanto la pausada maduración de Leyda redunda en un Syrah amplio y de marcada tensión en sus taninos.

La elección termina siendo entre intensidad y potencia o una paleta más amplia, y esta última es la que hace al TH Leyda mucho más versátil, con un maridaje que no se limite a los cortes asados de cordero sino que abre una variedad de opciones para disfrutarlo.

Review

El TH Terroir Hunter Syrah Leyda proviene de de una ladera de exposición solar norte sobre un suelo de granito descompuesto rico en minerales como cuarzo. Tras su molienda y fermentación, a fin de aumentar su estructura, permanece 18 días en contacto con lías y orujos, para luego pasar por una crianza de 12 meses en fudres de roble francés de 5.000 litros.

A la vista se nos presenta de un púrpura intenso y borde granate. En su nariz muestra la amplitud de aromas de los Syrah de clima frío abriendo con grosellas negras, mora, frambuesa, intensa oliva, brett en su medida justa, charcutería madura, dejo a carne fresca, humo, sudor animal y amplia nota salina y mineral.

En boca intenso pero sin perder fluidez, acidez viva, tanino firme y tenso, y con un gastronómico y cárnico final donde se entremezclan hierbas provenzales, jamón serrano y sal.

En cuanto al maridaje su cuerpo y amplitud abre opciones al cordero, res, cerdo e incluso ave y vegetales asados siempre y cuando cuenten con una importante cuota de condimentos y especias.

Un comentario Agrega el tuyo

  1. Pingback: Syrah para Veganos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s